EL ANÁLISIS INDIVIDUALIZADO DE ERRORES EN LECTURA ORAL. PERSONALIZANDO LA DISLEXIA

Dicen los expertos en biología que el número de posibilidades de que en este mundo apareciera una persona completamente idéntica a nosotros es tan remota como el número 2 elevado a 1230, siendo este el número total de gametos distintos que cada uno de nosotros podría producir (Del Abril Alonso et al., 2017). En otras palabras, somos únicos. La realidad actúa sobre nosotros como un experimento nuevo, inclasificable, generando una interacción específica con el ambiente que nunca antes se había visto en el mundo.

En lo relativo a las dificultades de aprendizaje, y más concretamente en relación a la dislexia, lo anteriormente expuesto debe hacernos entender que toda intervención psicoeducativa debe partir del entendimiento individualizado de las dificultades del niño o adolescente que estamos tratando. Por ello, el análisis personalizado de los errores puede ser un punto de partida excelente para el diseño de la intervención (Cervera-Mérida e Ygual-Fernández, 2006). Esta idea se relaciona con el siguiente principio básico: los errores  en la lectura no son aleatorios, no surgen del azar, sino que nos permiten indagar en aquellos procesos cognitivos que los niños con dificultades en la lectura tienen afectados (Ramos y Cuetos, 1999).

De esta forma, Rosende-Vázquez, en su tesis doctoral (2015) nos hace un repaso de qué errores podemos observar en los niños relacionados con la ruta fonológica (aquella que se encarga de convertir las letras en sonidos mediante las reglas de conversión grafema-fonema) y con la ruta ortográfica (aquella encargada de percibir las palabras como un todo, sin necesidad de decodificarlas mediante la ruta fonológica, más propia de lectores expertos).

Errores asociados a la ruta fonológica:

Se debe a que el procesamiento fonológico, pese a conocer las reglas correctamente se sobrecarga, debido en muchas ocasiones a los déficits en memoria operativa verbal (Defior y Serrano, 2011)
  • Errores por confusión: cuando se confunde el sonido de una letra o sílaba. Son comunes sustituciones entre fonemas como /z/ y /s/, pudiendo sustituir rosa por roza o las confusiones entre gue/ge
  • Errores por rotación: cuando se confunde una letra por otra de igual forma pero diferente orientación espacial. Por ejemplo, son comunes las rotaciones de /d/ y /b/.
  • Errores por sustitución: cuando se dice una palabra por otra. Se produce porque, al tener tantas dificultades en decodificación usan en exceso la ruta ortográfica, reconociendo palabras que no han decodificado bien, llamamos a esto lexicalizaciones. Por ejemplo, intercambiar panadero y panadería.
  • Errores por inversión: cuando se invierta la secuencia de las letras dentro de la palabra, o las palabras dentro de la frase. Por ejemplo, intercambiar bicliceta por bicicleta.
Propuestas de intervención para las dificultades asociadas a la ruta fonológica

Defior, Serrano y Gutiérrez (2015) subrayan la importancia de, para la mejora de la precisión combinar dos ámbitos básicos:
  • La enseñanza explícita de las reglas de conversión grafema-fonema.
  • Las habilidades metafonológicas (conciencia fonológica).
Errores asociados a la ruta ortográfica:

De manera general, el síntoma general es la falta de fluidez lectora. Se distinguen las siguientes dificultades:
  • Errores por disociación: palabra fragmentada de forma incorrecta. Se produce especialmente en palabras largas, ya que no se concibe la palabra como un todo. Se denomina también silabeo. Por ejemplo, la lectura fragmentada de la palabra in-cen-dia-ba.
  • Omisión de los signos de puntuación, al carecer la frase de prosodia y sentido (Jiménez et. al, 2014).
  • Errores por omisión y adición: cuando se agrega u omite una letra, sílaba o palabra.
Propuestas de intervención para las dificultades asociadas a la ruta ortográfica

De manera sintética, existen algunas tareas que se han propuesto específicamente para compensar los déficits en fluidez lectora:
  • Lecturas aceleradas (Breznitz, 2006).
  • Recientemente, y de forma exitosa, algunos estudios han mejorado la fluidez a través del entrenamiento de la fluidez y la prosodia (Calet et al., 2014).
Referencias

Breznitz, Z. (2006). Fluency in reading: Synchronization of processes. Routledge.

Calet, N., González-Trujillo, M. C., Defior, S., & Gutiérrez-Palma, N. (2014). Scale of reading fluency in Spanish: measuring the components of fluency/Escala de fluidez lectora en español: midiendo los componentes de la fluidez. Estudios de Psicología35(1), 104-136.

Cervera-Mérida, J. F. e Ygual-Fernández, A.(2006). Uma propuesta de intervención em trastornos disortográficos atendiendo a la semiologia de los errores. Revista de Neurología42(2), 117-126.


Defior, S., Serrano, F., y Gutiérrez, N. (2015). Dificultades específicas de aprendizaje. Madrid, España: Síntesis



Defior, S., y Serrano, F. (2011). Procesos fonológicos explícitos e implícitos. Revista Neuropsicología, Neuropsiquiatría y Neurociencias, 11(1), 79-94.

Del Abril Alonso, A.. y colaboradores.(2009) Fundamentos de psicobiología. Madrid, España: Sanz y Torres.

Ramos, J.L., y Cuetos, F.(1999). PROLEC: Evaluación de los procesos lectores en alumno del tercer ciclo de educación primaria y educación secundaria obligatoria. Madrid, España: TEA Ediciones.

Rosende-Vázquez, M. (2015). Acceso al léxico y atención selectiva en sujetos con TDAH, dislexia y combinado. A Coruña, España: Universidad da Coruña.

Comentarios

Nº de visitas a este Blog

SUSCRIBIRME A ESTE BLOG

Entradas populares